Juanma Rufino, CEO de Arión - Grupo Zucchetti

¿Cuándo surge Arión y qué le diferencia de otros desarrolladores de software?

Arión nace a principios de los noventa. Desde nuestro origen, aunque éramos una compañía de servicios que entonces se llamaba Arión Consultores, nuestra vocación fue desarrollar nuestro propio ERP. Para ello, durante diez años dividimos la empresa en dos compañías: una integradora y una fabricante de lo que es el software BAS. Como integradores, nos dedicamos a implantar grandes herramientas de gestión a compañías de importante volumen, como Aena o el Grupo Guinness. No estábamos casados con ninguna solución en concreto, porque lo que queríamos era no solo dar servicio a nuestros clientes con la herramienta más adecuada para ellos, sino ir también adquiriendo un bagaje muy importante en términos de cuáles eran los puntos fuertes y débiles de estos software de gestión. Ese conocimiento nos sirvió para ir desarrollando a lo largo de esos años el core o núcleo de BAS. Por otro lado, lo más llamativo de Arión frente a otros fabricantes es la flexibilidad. Los ERP que hay en el mercado son conocidos por su rigidez; es el gran lastre de nuestro sector. 

 
Gracias al aprendizaje adquirido a lo largo de diez años, podemos presumir de tener un software muy flexible a la par que potente.
 
 

Uno de sus grandes productos es BAS Modula, ¿por qué esa gran apuesta por un sistema de gestión de personal y nóminas?

Pues realmente está especialización hacia el mundo de los recursos humanos fue un accidente, como ocurre muchas veces en la trayectoria empresarial de las compañías. Nuestra vocación era más de los sistemas de gestión logística y de distribución, pero una experiencia piloto que estuvimos previa al lanzamiento de BAS, con el sector de trabajo temporal en particular y la empresa de servicios en general, nos hizo especializarnos en las personas. Este tipo de compañías manejan personas, su motor de producción es la nómina.
Esta experiencia piloto tuvo tal éxito que nos convertimos rápidamente en líderes a nivel nacional de la totalidad de empresas de trabajo temporal de España. Cuando salimos al mercado con BAS Modula para gestión de recursos humanos tuvimos un impacto muy positivo. Referentes mundiales como Adecco, Randstad, Michael Page, People... se convirtieron en clientes nuestros de forma inmediata

 
Nos convertimos rápidamente en líderes de software de RRHH para las empresas de trabajo temporal en España.
 
 
Hemos tenido que competir con multinacionales del software, así que nuestra obligación era estar especializados y ser mejores en algo muy concreto; y eso es lo hemos conseguido con la gestión de recursos humanos.

¿A qué sectores o tipos de empresa se dirige principalmente BAS Modula?

Nosotros somos hiper especialistas en gestión de recursos humanos. Por tanto, lo primero que hay que decir es que somos integrales. Integrales significa que abarcamos tanto el sector privado como el público, con las especificidades en materia de RRHH que se derivan de la Ley de Función Pública. Tenemos como clientes a grandes cuentas en el sector privado, muy importantes a nivel nacional, empresas del IBEX, pero también tenemos pequeñas compañías que gestionamos generalmente bajo el concepto SaaS, alquiler de aplicaciones o modalidad de BPO para la externalización de servicios. Si nos vamos al sector público, tenemos clientes que van desde grandes administraciones, comunidades autónomas con más de 100.000 empleados o múltiples ayuntamientos de todo tipo de tamaño, dónde nos vamos expandiendo cada vez más.

 
Nuestros clientes pertenecen al sector público, como administraciones y ayuntamientos, y al sector privado, desde grandes cuentas a pymes.
 
 

¿Qué funcionalidades más destacables incluye frente a otras soluciones de RRHH?

Como diferencial de BAS Modula encontramos su gran usabilidad. Hacer que la aplicación sea un medio y no un fin como ocurre en algunos sitios, donde hay compañías que se tienen que, de alguna forma, someter a su software. Esto es un contrasentido total; es decir, los sistema de información son un instrumento para pilotar el negocio, no son un condicionante al que me tenga que adaptar. En este sentido tenemos un elemento decisivo, que es nuestro gestor de workflow o BPM, un sistema de gestión de procesos de negocio. Se trata de un sistema inteligente que vuelan por encima de BAS Modula o de cualquier otra herramienta de gestión. Lo que permite es dibujar con el ratón procesos de negocio, flujogramas de trabajo que después interactúan no solamente con BAS Modula sino con cualquier otra aplicación de gestión que haya en la organización. Con este sistema el propio usuario determina qué procesos hay que seguir, qué avisos o autorizaciones, cuando se produce determinada acción. 

 
Nuestro gestor de procesos de negocio está en manos del usuario final, no de informáticos o ingenieros, sino del departamento de recursos humanos.

 
 

Como especialistas en la gestión de nóminas. ¿Qué prestaciones buscan las empresas?

Las compañías buscan simplicidad y operatividad. Quieren multitud de herramientas que le hagan la vida más sencilla en un trabajo que, como yo digo, es como el motor del coche, el backoffice más puro. No ofrece el valor añadido que puede tener un sistema de logística o de ventas; no, aquí estamos detrás y nadie te va a felicitar por hacerlo bien, pero si lo haces mal en la interacción con implicados, da problemas muy graves. A la nómina le rodea la Tesorería de la Seguridad Social, la Hacienda Pública y el empleado, que quiere cobrar su nómina y, por tanto, también es un auditor de que lo hagas bien. Debe ser un sistema muy operativo y muy adaptable al cambio.

 
Una empresa busca que su sistema de nóminas sea flexible, usable y con multitud de herramientas, que es en lo que nos hemos obsesionado, incluso con peculiaridades para determinados sectores.
 
 
La vocación de Arión como fabricante dentro del Grupo Zucchetti es la gestión de recursos humanos. Disponemos de otras áreas de gestión económico-financiera, pero BAS Modula es el producto en el que centramos todos nuestros esfuerzos y con el que pretendemos acercarnos a la excelencia.
 

¿En qué tecnologías se basa vuestro software BAS?

En Arión nos basamos en un concepto muy ambicioso y original, que es el aislamiento total de las aplicaciones de gestión de negocio de lo que es la tecnología, y todo gracias a nuestro núcleo. El núcleo de arquitectura es una súper aplicación que, como ya mencioné, hemos ido desarrollando durante los primeros diez años, antes de salir al mercado con BAS. Es una herramienta que absorbe todo aquello que sea interactuar con el mundo tecnológico: el dispositivo con el cual se está utilizando la aplicación, la base de datos, el protocolo de diálogo, la seguridad… cualquiera de esos temas quedan fuera. La aplicación de gestión de negocio, ya sea de contabilidad, de producción o de nómina, queda perfectamente aislada del tema; con lo cual, los sistemas de gestión hacen lo que tienen que hacer: la de contabilidad hace asientos contables, la de nóminas hacen recibos de nóminas... Esto imaginaos los beneficios que tiene en términos ya no solo sencillez de desarrollo, sino de sencillez de uso y, sobre todo, a la hora de evolucionar una aplicación, mucha mayor facilidad para adaptarse a los cambios que se producen en el entorno empresarial y tecnológico. El núcleo es un dictador experto en el tema tecnológico; las aplicaciones son las beneficiadas que se dedican a hablar en su idioma. Esto es flexibilidad para el usuario final.

 
bloque foto
 

¿Qué novedades presentaréis próximamente en vuestras soluciones?

Estamos firmemente comprometidos con la evolución tecnológica del producto e inversión en I+D, mucho más desde nuestra integración en el Grupo Zucchetti, con lo que vamos a acelerar la incorporación de mejoras de todo tipo en las nuevas versiones del software. Hay una que ya es una realidad, BAS Web, que permitirá que todos los sistemas BAS sean cien por cien web sin necesidad de cambiar de versión. Por ahora está en prototipo en algunos clientes, pero se va a generalizar pronto a la totalidad de ello. También estamos centrados en potenciar todo lo que sea automatizar y racionalizar procesos, por ejemplo, mediante inteligencia artificial (IA), para simplificar procesos administrativos, que es lo que buscan las empresas en el área de RRHH. Se está trabajando en un portal de convocatorias de empleo público, la integración con el sistema RED online de la Seguridad Social, un cuadro de mando orientado a la Administración Pública y el desarrollo del presupuesto capítulo 1 al capítulo 6. 

 
Estamos trabajando para mejorar múltiples frentes  del área de Recursos Humanos, como la integración de la IA para simplificar procesos administrativos.
 
 

¿Cuál será la tendencia en el software RRHH?

La mayor automatización de procesos que acabo de mencionar y que sacaremos al mercado en breve. A partir de ahora, el aprovechamiento de la tecnología será cada vez mayor con todo el tema de la robotización o la integración de inteligencia artificial. Por otro lado, el software de nóminas y de gestión de personal es un sistema sin valor añadido, es puramente de backoffice. Una empresa no gana más dinero ni lo hace mejor por lo bien que gestione su nómina. Por lo tanto, es un proceso que es muy fácil de externalizar, ya sea parcialmente a través del SaaS o alquiler de aplicaciones o de manera total a empresas especializadas, que yo creo que es una tendencia que va a subir de forma exponencial.

 
Algo que puede sonar a que ya es presente o incluso pasado, pero que  también será el futuro, son los sistemas en la nube.
 
 
Si quieres estar al día en gestión empresarial,
apúntate a nuestra newsletter semanal