Sin lugar a dudas, la tecnología ha revolucionado nuestra forma de viajar y ha transformado para siempre la manera en la que organizamos nuestras vacaciones: los portales para comparar hoteles se han vuelto indispensables, prácticamente todas las compañías aéreas permiten comprar vuelos por Internet e incluso existen buscadores que nos ofrecen las mejores combinaciones de horarios, los precios más asequibles y las mejores escalas para los vuelos más largos.

Y no solo eso, sino que existen aplicaciones de software pensadas exclusivamente para facilitar la vida del viajero: desde los restaurantes más de moda a los servicios de transporte público disponibles, hay apps pensadas para prácticamente cualquier necesidad que se nos pueda plantear durante un viaje. Los más despistados, por ejemplo, disfrutarán con Pack the suitcase, una app que nos sugiere cosas que podemos meter en la maleta según si vamos a realizar un viaje de negocios, unas vacaciones familiares o una escapada en pareja durante el fin de semana.

Las aplicaciones de carácter financiero también pueden ser muy prácticas: XE Currency es un conversor de moneda muy eficaz y Settle Up es un software  que nos permite ir anotando todos los gastos que vamos realizando: esto es muy útil si viajamos en grupo, ya que permite anotar gastos por persona, dividir de forma proporcional el total o solo algunas cantidades, etcétera.

Para sacarle el máximo partido a la ciudad a la que estemos viajando podemos optar por aplicaciones como TouristEye, con la que obtendremos rutas, información de interés, los lugares más destacados e incluso opiniones de otras personas que también hayan estado en la ciudad.

Muchos museos han decidido a crear aplicaciones con sus galerías artísticas y la mayoría contempla la posibilidad de adquirir las entradas desde el móvil, evitando así largas colas en la taquilla. Lo mismo sucede con los edificios más emblemáticos, los zoológicos o los parques de atracciones, así que con un poco de planificación podremos visitar todo aquello que nos apetezca sin el temor a quedarnos sin entrada.

Si queremos viajar tranquilos, especialmente si viajamos con niños, aplicaciones como TravelSafe pueden sernos de gran utilidad: aquí encontraremos los teléfonos de emergencias, servicios médicos y bomberos de nuestro lugar de destino reunidos en una única aplicación.

Sin lugar a dudas, existe una aplicación para cada necesidad y hay un software pensado para cada problema que nos pueda surgir, de manera que viajar se ha vuelto mucho más cómodo y ameno.

 

Software para recorrer el mundo sin salir de casa

Pero un sector tan al alza como el de las nuevas tecnologías no podía quedarse ahí: hoy en día, el no tener dinero para viajar ya no es excusa para no visitar los rincones más exóticos del mundo, las ciudades más de moda o los museos más famosos del globo.

Las aplicaciones de viajes se han multiplicado en los últimos años y se han convertido en una herramienta ideal para todas aquellas personas que sueñan con recorrer el mundo pero no pueden desplazarse.

Google, por ejemplo, ofrece Google Earth, un software  con el que podremos visualizar cualquier punto del planeta en tres dimensiones y recorrer las calles de las ciudades y pueblos o visitar edificios emblemáticos. En la misma línea, encontramos aplicaciones Panorama 360 Cities, que ofrece a los usuarios reproducciones de las grandes metrópolis del mundo con un altísimo nivel de calidad.

AirPano ofrece un servicio similar, pero basado únicamente en exóticos parajes que se reconstruyen gracias a un software en tres dimensiones que permite obtener recreaciones con un nivel de detalle asombroso.

Grandes museos como el Louvre o el British Museum disponen de un potente software con el que realizar visitas virtuales a sus colecciones sin moverse del sofá; además, cuentan con información detallada sobre las obras destacadas, incluyendo datos sobre el autor, detalles de la obra o curiosidades relacionadas con la misma. Sin lugar a dudas, se trata de una opción más que atractiva para los apasionados de la historia del arte.

Para los amantes de la gastronomía y el turismo gastronómico, existen aplicaciones con recetas de todos los puntos del globo: BigOven permite buscar recetas e incluso crear menús semanales y listas de la compra, y gracias a Drync o Vivino podremos crear registros de los diferentes vinos que vamos probando y almacenarlos por tipo, categoría y nota gracias a un software que lee la etiqueta de la botella. Si queremos pasar una velada de lo más cool, es básico disponer de Drinkify.org: esta aplicación sugiere un tipo de bebida según la música que queramos escuchar. Además, existen aplicaciones como Mixology que nos informarán sobre los cócteles y bebidas de buena parte del planeta.

Así pues, gracias a las nuevas tecnologías recorrer lejanos países y descubrir su gastronomía, los puntos más emblemáticos o degustar las bebidas más típicas sin necesidad de movernos de nuestro hogar ya no es ningún problema.

busco el mejor software